René Orlando Houseman, gloria del fútbol argentino, falleció hoy a los 64 años, víctima de un cáncer de lengua.

El Loco tuvo una carrera notable, que alcanzó el cielo con la coronación como campeón mundial en Argentina 1978. En ese torneo, comandado por César Luis Menotti, disputó seis partidos y le marcó un gol a Perú, para un 6-0 inolvidable que valió el paso a la final ante Holanda.