La lucha para ganar el mercado de los parlantes inteligentes tiene cada vez a más participantes.

No solo estamos hablando de Amazon con sus Echo (líder y creadora de la categoría) o Google con sus Home, o hasta el más reciente HomePod de Apple.

Es que diferentes marcas han elegido un asistente para lanzar el propio. Muchos lo han hecho por Alexa de Amazon como Sonos, y en el caso de LG se quedó con la de Google.

Ahora, pone a la venta LG sus nuevos parlantes ThinkQ, uno de ellos a US$ 200 con una forma cilíndrica y otro a US$ 300 rectangular y con pantalla, una tendencia que está empezando.

La calidad de sonido será clave para que LG pueda competir en un segmento cada vez más difícil, y esperaremos a las comparativas para sacar conclusiones.