El conceja el San Javier está en estado crítico

El juez de la Investigación Penal Preparatoria, Jorge Pegassano, ordenó el martes a la tarde la prisión preventiva de los cinco imputados por el hecho en que fue apuñalado el concejal sanjavierino José Raúl Gómez Iriondo, el viernes pasado.
La fiscal Rosana Marcolín solicitó la medida y el juez resolvió que sea por 60 días. Los imputados son cinco personas: un matrimonio y tres hijos varones. Las iniciales y las edades de los imputados son las siguientes: NBE (mujer) de 53 años; REB (hombre) de 53 años y MAB de 27 años; FGB de 22 y EPRB de 28 años.

Gómez Iriondo (39),fue apuñalado luego de haber jugado un partido de fútbol. El episodio ocurrió el viernes 9 alrededor de las 23, cuando fue abordado por un grupo de personas que lo agredieron y uno de ellos lo apuñaló con un elemento cortopunzante en la zona del abdomen.
Este medio reveló ayer que la agresión se vincularía a la trágica muerte de la joven agente policial Ana Paula Benítez. La joven, que prestaba servicios en la Policía de Santa Fe, tenía un disparo de arma de fuego en la sien situación que derivó en que la fiscal Rosana Marcolín caratule la causa como “muerte dudosa” y se genere, alrededor del caso, un manto de sospechas en torno a si se trató de un suicidio o si existió algo más.
Desde entonces, los familiares de la policía tuvieron diversos cruces con el concejal, con quien Benítez tuvo una relación.
El estado de salud del concejal de San Javier es comprometido. El sábado por la madrugada ingresó al Cullen y fue derivado al quirófano de manera inmediata.

 

Los médicos le constataron una lesión vascular de un riñón, situación que derivó en que se lleve a cabo una operación para extirpar dicho órgano. Mientras tanto, desde el nosocomio informaron que el paciente se encuentra internado en terapia intensiva, con asistencia respiratoria mecánica.