La mayoría de las personas sabe que el consumo excesivo de alcohol provoca efectos indeseables en la salud, tanto física como mental. Desde daño en los riñones y corazón, hasta afecciones cerebrales, que pueden perjudicar la capacidad de concentración y el autocontrol.

Sin embargo, el alcohol tiene un efecto adverso sobre el organismo que no siempre se contempla. Recientemente, la Clínica Mayo, en Estados Unidos, publicó los resultados de un estudio realizado acerca de los efectos del alcohol.

Allí señalan que las personas que lo consumen en forma excesiva con regularidad tienen más posibilidades de tener sobrepeso u obesidad. Por otro lado, los consumidores moderados solo tienen tendencia a engordar.

La investigación tomó como referencia a una muestra compuesta por ocho mil personas.

¿Cuándo se da el aumento drástico de peso?

Según los resultados de la investigación -que tomó como referencia a una muestra de ocho mil personas-, esto sucede cuando se supera el consumo de cinco copas semanales. La medida puede medirse en copas de vino de 120 ml c/u, pero también con otras bebidas. Si se elige el destilado, por ejemplo, las copas de vino equivalen a cinco tragos de 50 ml c/u. En cambio, la equivalencia en vasos de cerveza es de cinco de 355 ml c/u-.

Los consumidores regulares tendían a padecer obesidad o sobrepeso, en comparación con aquellos que solo beben “de vez en cuando”, como en reuniones o fiestas. Este último grupo es más propenso a tener “unos kilos de más”, pero no una patología severa que afecte gravemente su salud, de acuerdo al estudio.

A su vez, el estudio señala que el consumo moderado de algunas bebidas -como vino tinto- pueden tener algunos beneficios. La liberación de endorfinas es uno de ellos, lo cual produce un efecto de relajación y permite a la persona disfrutar más de momento.

Otro de los efectos positivos del vino tinto en el organismo es el impacto en la salud cardiovascular. Esta bebida es rica en vitamina E; por eso, ayuda a prevenir coágulos y a proteger los tejidos de los vasos sanguíneos.