Para aquellos que no disfrutan de irse de vacaciones a los lugares más turísticos, sino que prefieren conocer las zonas más reservadas, pequeños pueblos con gran contenido cultural e histórico. En esta nota te presentamos ocho de los pueblos más bonitos del mundo, todos los cuales forman parte de la Asamblea Internacional de la Federación de ‘los Pueblos más Bonitos de la Tierra’.

Bárcena Mayor (España)

Es una de las localidades más antiguas de España. Se encuentra a 495 metros de altura en el valle del río Argoza, en Cantabria. Cuenta con una población de tan solo 80 habitantes, pero entre sus calles estrechas se pueden ver las casas típicas montañesas de grandes muros de piedra, con dos pisos, el inferior portalado y el superior con balconada, y que se ubican en doble fila tras dos calles principales.

Montefiore Conca (Italia)

Montefiore Conca es un municipio medieval situado en la provincia de Rímini, en la región italiana de Emilia-Romaña. En el pequeño pueblo destaca la Rocca, una majestuosa fortificación erigida por la familia Malatesta, que dominó todo el territorio de Rímini y Pesaro en los siglos XIV y XV.

Soiron (Bélgica)

Soiron es una bonita aldea en Valonia rodeada de colinas, que sorprende por su conjunto conservado de edificios antiguos y cuya apariencia ha cambiado poco durante casi trescientos años. Este pueblo de Bélgica se compone de calles sin nombre, donde aparecen bonitas casas tradicionales de estilo renacentista.

Ojiro (Japón)

Ojiro es una zona montañosa y verde que se ubica en la prefectura de Hyōgo, en Japón. Destacan sus hermosos campos de arroz en terrazas que ofrecen un hermoso paisaje y también sus aguas termales.

Rîmetea (Rumania)

Rimetea es la aldea de la comuna con el mismo nombre en el condado de Alba, en la región rumana de Transilvania. Rodeado de montañas se encuentra la fortaleza noble Colţeşti, una fortaleza que data del siglo XIII, de la cual todavía se conservan algunas de las antiguas murallas y dos torres.

Champlain (Canadá)

Ubicada a orillas del río San Lorenzo, la localidad marinera de Champlain es uno de los asentamientos más antiguos de Quebec: fue en 1664 cuando se instalaron los primeros colonos franceses. Además de un entorno privilegiado, posee más de 200 edificios de interés patrimonial.

Hohnstein (Alemania)

La pequeña villa alemana está situada en la Suiza Sajona, en medio de bosques y paisajes rocosos. Un lugar muy tranquilo dominado por or su castillo del siglo XIII construido sobre una roca.