Sigue la búsqueda de los esposos desaparecidos en arroyo El Potrero

''

Distintos grupos de la Policía de la provincia y agentes de la Prefectura Naval Argentina prosiguen trabajando en la zona del arroyo El Potrero (en jurisdicción de Arroyo Leyes), para dar con los esposos Benito Sosa y Estela Ríos.

Las tareas de búsqueda se realizan por agua con buzos tácticos y con embarcarciones que “ganchean” el lecho del río. En simultáneo también se rastrilla la zona de islas con especial intervención de perros rastreadores.

Quienes también se involucraron de manera directa con la búsqueda son los familiares de los desaparecidos, como así también vecinos y lugareños de Arroyo Leyes.

 

Pesca fallida

El último rastro de Benito y Estela se perdió la mañana del martes. Aquella jornada, minutos después de las 8, ambos compraron carnadas debajo del Puente de Hierro y salieron para realizar una de sus habituales incursiones de pesca. 

Fue un sobrino de los nombrados quien encendió las luces de alerta cuando advirtió que sus tíos no habían regresado. 

La alarma era más que justificada por cuanto los esposos siempre regresaban mucho antes del anochecer.

 

El sospechoso 

Un día después el caso tuvo un inesperado giro cuando algunas pertenencias de los desaparecidos fueron halladas en cercanías de una “ranchada”.

A partir de entonces el ocupante de dicha construcción quedó en la mira de los investigadores. Mucho más cuando se supo que este sujeto (un hombre de 40 años) había desaparecido del lugar de manera imprevista.

Horas después este hombre fue aprehendido por agentes del Comando Radioeléctrico en la ciudad de Reconquista, en momentos que iba a bordo de un colectivo que tenía como destino la provincia de Chaco.

Con la urgencia del caso el individuo fue remitido a nuestra ciudad donde quedó a disposición del fiscal que entiende en este caso, doctor Lacuadra.

 

Medidas alternativas

En la jornada del sábado se realizó la audiencia imputativa donde se acordó implementar medidas alternativas a la prisión preventiva; una vez que sean cumplidas este hombre recuperará su libertad.

* Entre otros puntos se acordó que el implicado debe constituir domicilio y además quedar bajo el cuidado de una persona con el cargo de “guardador” (una suerte de garante).

* También deberá presentarse cada 7 días en el Ministerio Público de la Acusación (MPA); como así no podrá abandonar la ciudad de Santa Fe.

* Se le impuso una prohibición de acercamiento al lugar del hecho; como así se le prohíbe mantener todo tipo de contacto con las víctimas, familiares y/o testigos del suceso.