Buscan aprobar la ley en medio del paro de la CGT

''

El Gobierno tendrá uno de los días más difíciles de 2017. Con el as en la manga del compromiso firmado de los gobernadores, el oficialismo buscará, otra vez, aprobar la reforma previsional que cambia el modo en el que se calculan las jubilaciones.

El proyecto viene cargado de polémica, luego de la frustrada sesión del jueves pasado que terminó en un escándalo sin precedentes dentro del recinto. Hubo incidentes en la calle y una posterior represión de las fuerzas de seguridad con decenas de heridos y al menos 40 detenidos.

Para evitar disturbios frente al Congreso, la Policía de la Ciudad valló buena parte de la zona de alrededor del Congreso. A diferencia del jueves pasado, es la fuerza que tiene como cabeza al jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, la que se encargará de la seguridad en lugar de la Gendarmería y la PFA.

El debate vuelve a ser el eje de todo el asunto. Según las voces oficiales, está dada la cantidad suficiente de diputados para dar quórum. El jefe de Gabinete, Marcos Peña, se mostró confiado en que tienen el número necesario para aprobar la medida. “El viernes hubo una manifestación clara del bloque Argentina Federal que apoyan la reforma. Creemos que están los votos para la ley”, aseguró Peña en La Cornisa.

El jefe de Gabinete responsabilizó sobre la caótica sesión del jueves pasado a la oposición. Culpó a legisladores del kirchnerismo de “buscar agredir, amedrentar y amenazar a otros diputados”. Y los tildó de “piqueteros del recinto”. “Cometieron un acto de cobardía. Sabían que había quórum y por eso buscaron la violencia. El kirchnerismo con complicidad de otros sectores fueron en busca de un mayor grado de violencia. Ese mecanismo de pudrir la calle es de manual”, aseguró.

El panorama en el Congreso

La sesión será a las 14, cuando el bloque de Cambiemos conducido por el radical Mario Negri busque empezar el debate. De acuerdo al compromiso firmado por los gobernadores, el número de diputados que necesitaría el oficialismo, 129, se conseguiría. El consenso se dio luego de que el Gobierno acordara un decreto para otorgar un bono único a los jubilados por el faltante de dinero que tendrán durante el primer trimestre con el cálculo de la nueva fórmula.

Cambiemos debería arrancar la sesión con 140 legisladores, teniendo en cuenta que el oficialismo tendrá 105, a los que se sumarían unos 25 del bloque Argentina Federal, liderado por el senador Miguel Ángel Pichetto; 4 de Evolución Radical, de Martín Lousteau; 6 del Frente Cívico de Santiago del Estero; y 2 de monobloques.

Si la iniciativa se aprueba sin cambios en Diputados, como ya viene del Senado, se convertirá en ley. En caso de aprobarse con alguna modificación, volvería a la Cámara alta, situación que el oficialismo intenta que no ocurra.

Paro de la CGT y cortes de calles

Las complicaciones en el tránsito serán parte de lo que se vivirá en la Ciudad. Arterias importantes estarán interrumpidas por manifestaciones y habrá cortes de los principales accesos a la Capital Federal desde las 8.

Mientras tanto, desde la CGT anunciaron a que a partir de las 12 del mediodía comenzarán un paro contra la reforma previsional. También aclararon que, desde las 9, habrá una reunión del Consejo de la Central Obrera para definir cómo se avanzará con la medida de fuerza. Según explicaron desde la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT), propondrán “un paro desde la medianoche del martes siempre y cuando se apruebe la iniciativa del oficialismo”.

Desde el Gobierno criticaron con dureza la decisión gremial. “La CGT tiene que dejar de andar con la caja de fósforos”, disparó sin filtro el jefe del interbloque Cambiemos, Mario Negri.