Bonadio cree el pacto con Irán lo redactaron los iraníes

''

“Conclusión: o Héctor Timerman miente, lo que es grave, o el “Memorándum de Entendimiento” fue redactado por Irán y firmado sin más por Timerman”, sostuvo el juez federal Claudio Bonadio en la resolución en la que procesó a la ex presidenta y senadora Cristina Kirchner, entre otros, por encubrimiento y traición a la patria.

“Sólo el canciller Timerman, persona que carece de la mínima formación universitaria, en su descargo por escrito y que omitió decir en su declaración verbal, sostiene que lo redactó en un hotel del que no recuerda el nombre y con la sola compañía de su contraparte Iraní, el canciller Salehi. El texto de ese documento sólo lo consultó, siempre según su versión, con Cristina Elisabet Fernández y Carlos Zannini y luego sin más viajó a Etiopía y lo firmó”, agregó Bonadio.

En la resolución existen nuevas pruebas, además de las que había recolectado el ex fiscal Alberto Nisman, pese a que sugestivamente el juez en la Cancillería no encontró ningún proyecto alguno del pacto, ni mails oficiales, ni opiniones de especialistas en derecho internacional, como si alguien hubiera borrado toda huella documental para ocultar algo.

Por normas internas siempre que se discute un proyecto de tratado internacional el canciller consulta, por ejemplo, a la direccion de Asuntos Legales y esa opinión, aunque no se la acepte, queda archivada junto a otros documentos. En este caso, Bonadio solo encontró mails en la casilla del ex vicecanciller Eduardo Zuain. Estos nuevos datos confirman que Timerman negoció a espaldas de la diplomacia de carrera.

El diputado de Cambiemos, Waldo Wolff, uno de los legisladores que más conoce la causa, se preguntó: “¿Estaba escrito en base a una propuesta iraní, sobre el proyecto del que hablaba el líder de Quebracho Fernando Esteche y Jorge Khalil o sobre ideas del ex titular de la Interpol Ronald Noble?”. Otros de los detenidos, el referente iraní Jorge Khalil, le dijo por teléfono al piquetero ultra K, Luis D”Elía cuando se confirmó la firma del pacto en el 2013: “El memorándum ése lo hemos escrito hace seis años con una persona, lo presentamos y nos dijeron “es inviable”. Hoy se firmó. Seis años lo presenté ese documento yo”. Khalil hablaba directamente con el ex agregado cultural de Irán en Buenos Aires y principal acusado de ser el autor ideológico del atentado contra la AMIA, Moshe Rabbaini.

Otro de esos mails secretos descubiertos por el juez tiene que ver con la verdadera fecha de negociaciones. Cristina siempre dijo que fue en el 2012 por pedido de Irán en la ONU. Hasta el momento Néstor Kirchner había rechazado categóricamente negociar con Irán un acuerdo por el atentado contra la AMIA. El ex presidente murió el 27 de octubre de 2010.

Se sabía que Cristina Kirchner empezó a tratar con los iraníes en enero del 2011 cuando envió en secreto a su canciller Héctor Timerman a negociar en secreto en Aleppo, Siria, con su colega iraní , Alí Akbar Salehi bajo los buenos oficios del gobierno sirio de Al Assad.

Sin embargo, en la resolución de Bonadio figura un cable secreto del 10 de septiembre del 2010 en el cual el entonces encargado de Negocios de la embajada argentina en Teherán, ministro Guillermo Nicolás, informaba de un pedido de Irán de enviar un un negociador a Buenos Aires para reunirse con Timerman, que hasta ahora se desconocía.

“En la fecha -8 septiembre- el suscripto fue convocado a reunión con el Sr. Subdirector General de Amercia Latina, Dr. Mohsen Baharvand (ex encargado de Negocios iraní en Buenos Aires) (…) Me señaló la intención Canciller Mottaki enviar a Buenos Aires un representante especial –se trataría de un diplomático de algo rango- a fin de trasmitir al Canciller Timerman ´un mensaje personal´(cuyo contenido –aseguro el Dr. Baharvand desconocía)”, señala el cable secreto. Sobre particular, las autoridades iraníes solicitaron que “se les informe a mayor brevedad disposición Sr. Canciller para otorgar audiencia a enviado especial Sr. Mottaki”. No se sabe qué respondió Timerman.

Para Bonadio este cable brindó “otro indicio sobre el avance de las negociaciones en proceso antes de septiembre de 2012” cuando Cristina Kirchner anunció en las Naciones Unidas el inicio de las negociaciones diplomáticas formales con Irán.

Luego se llevó a cabo una reunión en la sede de las Naciones Unidas en la ciudad de Nueva York, entre los cancilleres Timerman y Ali Akbar Salehi, y empezaron las negociaciones diplomáticas formales.

En su descargo, Timerman afirmó que no hubo ningún proyecto de acuerdo en la Cancillería y que no consultó a las direcciones como Asuntos Legales, que dirigía Susana Ruiz Ceruttti, sino que redactó él mismo el texto con Salehi en un hotel de Zurich cuyo nombre no se acordaba. Y que al regresar a Buenos Aires, le entregó un pen drive con el texto a su secretario privado Luciano Tanto Clement. En su indagatoria Clement, otro de los procesados, dijo: “ Clement: “La noche del vuelo de partida del viaje a Etiopía, yo esperé junto a Alejandro Poffo en la secretaría privada del canciller hasta que llegara. Cuando Timerman ingresó a la oficina, le pidió a Poffo que le imprima el acuerdo que Timerman tenía en un pen drive. Quiero aclarar que el acuerdo referido no se redactó en la secretaría privada del canciller, pues de resultar así yo lo habría sabido”.