Encontraron un oso melero en Laguna Paiva

''

Este lunes por la noche, bomberos voluntarios de la Laguna Paiva se encontró un espécimen de oso melero, también conocido como hormiguero. Del hecho se conoció cuando los vecinos dieron aviso porque el animal fue visto en el casco urbano de la mencionada localidad santafesina.

El animal fue puesto en resguardo y durante el transcurso de este martes iba a ser llevado a la Granja La Esmeralda para revisar su estado de salud.

Desde la Granja La Esmeralda explicaron que una vez realizadas las evaluaciones, la idea es, junto con el Ministerio de Medio Ambiente, liberarlo en un área cercana a donde fue encontrado.

 

Características 

Los osos meleros (Tamandua tetradactyla) son insectívoros y se alimentan de hormigas, termitas, abejas, avispas y sus respectivos huevos y larvas. También pueden consumir los productos asociados a estos animales como la miel y la cera.

Se distribuye por el centro y noreste de América del Sur: desde Venezuela, Brasil, Paraguay, norte de Uruguay y norte de Argentina, siendo éste último el límite más austral. Es una especie arborícola que habita selvas lluviosas, montes xerófilos y sabanas relativamente abiertas. 

Liberación

En noviembre de 2015, un equipo de El Litoral viajó a la Reserva Natural “El Fisco” para presenciar la liberación de una serie de especies que fueron rescatadas y asistidas por personal especializado. Entre ellas un oso melero y el “famoso” aguará guazú que apareció en el shopping del puerto. Las imágenes muestran el momento en que el osos vuelve a su hábitat natural.

 

Amenazado

De acuerdo a la fundación Temaikén, el oso melero es una especie que su estado de conservación es “Amenazado”.  

Las amenazas que afectan a esta especie son: La destrucción y fragmentación del hábitat, donde la deforestación y el avance de la frontera ganadero- agrícola produce una importante reducción del hábitat. Asimismo, la fumigación de cultivos contra insectos reduce la principal fuente de alimentación del Oso Melero. Por otra parte, la comercialización de esta especie como mascota por su aspecto amistoso y cálido. Los Osos Meleros, como cualquier especie silvestre, no encuentran en las casas de familia las condiciones adecuadas para su supervivencia. Finalmente, y en menor medida, otro riesgo es la cacería.