Trabajadores paran la TV en todo el país

''

Tras no llegar a un acuerdo luego de las negociaciones por paritarias, el Sindicato Argentino de Televisión (SATSAID) comenzó este jueves un paro de actividades de 24 horas que comprende a los trabajadores de televisión de las empresas de canales de aire y productoras de televisión.

Según fuentes del sector, el acatamiento es del 90 por ciento con un total de 20 mil trabajadores, hecho que obligó a que los canales comenzaran la jornada transmitiendo programas grabados.

En el caso de El Trece, solo algunos programas como Nosotros a la Mañana, Los Ángeles de la Mañana, Intrusos, El Diario de Mariana y Este es el Show salieron al aire. “En estos casos fueron sacados al aire por personal jerárquico”, contó Perfil.com Gustavo Bellingeri, secretario gremial.

Sin ir más lejos, esta noche, Showmatch –programa estrella de la señal– no podrá salir al aire y, en su lugar, se emitirá la película Lo imposible.

a medida de fuerza causo, por ejemplo, que Mariana Fabbiani, por citar un ejemplo, salga al aire con micrófono en mano, debido a que no estaban trabajando los microfonistas. Además, según contaron este medio, el dueño de una importante productora tuvo que tomar la cámara él mismo para grabar el programa que produce.

hay acuerdo, el paro podría ser de 48 horas. Otro de los problemas que surgió en el día de hoy es con la tanda publicitaria. “Hay tandas que van a salir en programas refritados o enlatados cuando tenían que salir en contenidos en vivo. Van a tener que volver a pautar el costo que obviamente es más bajo”, indicó una fuente del sector.

CAMBIOS. En la emisora de Martínez, la mañana comenzó sin dos de sus programas: Ni Buen telefe ni Morfi todos a la mesa puedieron salir al aire. Por la tarde, ¿En qué mano está? y Cortá por Lozano estuvieron grabados dejando solo los noticieros con un equipo mínimo en vivo.

El resto de las señales de aires también sufren los mismos problemas. América TV emitió en vivo Intrusos y América Noticias. Lo mismo hará con Intratables.

En el caso de El nueve, se determinó que únicamente salgan en vivo los noticieros mientras que, a lo largo de la jornada, se alertaba a la audiencia –por medio de placas– sobre la situación sindical. La Televisión pública optó por lo mismo, a excepción de los noticieros, el resto del contenido será grabado o de archivo.