Nadia Cutro la primera mujer campeona del Rally Argentino

''

La concordiense Nadia Cutro, hija del reconocido piloto de rallies Oscar Cutro, se convirtió esta semana en la primera mujer campeona argentina de esta especialidad automovilística al consagrarse anticipadamente en la denominada Copa Junior.

“El rally es mi debilidad, el centro de mi vida, mi lugar es dentro del habitáculo y atrás del volante”, expresó la entrerriana en diálogo con Télam Radio tras su histórica consagración.

“Son esos momentos en que una valora más esa gente que estuvo y compartió todos estos años”, expresó Cutro, quien al volante de un Toyota Etios y acompañada por su cuñado Luciano Bombacia se convirtió, el domingo 5 de noviembre, en la primera mujer campeona del Rally Argentino en su ciudad natal.

La piloto aseguró que este era “un sueño del equipo y una meta personal” desde que comenzó en el mundo del automovilismo siendo muy chica, cuando acompañaba a su padre en las carreras y ya con 19 años se animó a correr junto a su hermana, con la que ganó algunas competencias hasta llegar en 2010 al rally argentino.

“Vengo de una familia a la que le gusta el automovilismo. El rally es mi debilidad, el centro de mi vida. Mi lugar es dentro del habitáculo y atrás del volante. Pero también es muy desgastante, porque se necesita un buen ejercicio y es importante estar muy bien psicológica y físicamente. Yo realizo aerobismo, una parte muscular con aparatos y otra la complemento con boxeo para los reflejos y rapidez de manos”, apuntó.

La preparación para cada competencia las iniciamos los jueves haciendo una hoja de ruta, el viernes se continúa y se hacen las pruebas que son clasificatorias para alguna categoría, mientras que sábado y domingo empezamos a correr muy temprano”, resaltó.

“Y en cuanto a la preparación, también buscamos tener otros autos para poder avanzar en otras categorías, trabajando mucho para conseguir los sponsors y tener las herramientas para seguir creciendo”, remarcó.

En cuanto a su vida vida fuera del automovilismo, Nadia, de 31 años, contó que es licenciada en accidentología y trabaja en una empresa familiar junto a su marido, en el rubro seguros.

Telam