Central, un plantel golpeado

''

El técnico, según confiaron algunas voces consultadas del club, fue dialogando con algunos futbolistas para ir testeando sobre todo el estado anímico. El grueso se mostró muy dolido por la eliminación copera en Formosa ante el Decano. Pero prometió seguir dando batalla en el plano local porque anhelan terminar mejor parados el año.

A Central le quedan cuatro presentaciones: Talleres, Boca, Independiente y Newell”s. Vaya que tendrá que adaptarse como un rayo a su nueva función el flamante entrenador. No obstante, Leo percibió que lo primero que debe realizar es hacer eje en el aspecto emocional por el cimbronazo sufrido ante los tucumanos.

Y una vez que los jugadores muestren otro semblante, entonces sí tendrá la cabeza bien metida en el armado del equipo para visitar el domingo a la 21 a Talleres en Córdoba. Fue además por ese motivo que ayer el grupo luego de la práctica matinal compartió un almuerzo.

Mientras que hoy pasarán más tiempo juntos. Porque habrá doble turno en el country de Arroyo Seco. Fernández intenta además que cada uno de los profesionales pueda ir dejando de lado esa mochila por no haber podido alcanzar la final de la Copa Argentina. El entrenador le tiene una fe bárbara a este grupo para dejar mejor parado a Central antes de entrar en tiempo de receso, que será luego del clásico ante la Lepra en el Gigante de Arroyito.