“Tecnotrama”: la huella digital en la trayectoria de Andamio Contiguo

''

El Museo del Teatro Municipal “1º de Mayo” abre sus puertas a “Tecnotrama. Huella digital en la trayectoria escénica del colectivo artístico Andamio Contiguo”, que recupera los 25 años de trayectoria del grupo. A partir de un trabajo de búsqueda y recopilación, el colectivo apela a la estética de la instalación para compartir con el público los registros digitales, encontrados a modo de huella, que develan la fuerte impronta tecnológica en la creación artística del grupo, desde su primera obra en 1992, a través de 22 obras y otros proyectos.

Esta propuesta del Gobierno de la Ciudad se podrá recorrer desde el sábado 4 de noviembre, en el marco del Argentino de Artes Escénicas, organizado por la Universidad Nacional del Litoral, y permanecerá abierta al público hasta el 28 de noviembre. Siempre con entrada libre y gratuita.

Un acto clamoroso de resistencia

En un texto escrito a propósito de “Tecnotrama”, Norma Cabrera afirma que la continuidad de Andamio Contiguo es motivo de celebración ya que como colectivo artístico siempre permanecieron “lejos de los formatos comerciales”, lo que constituye “un acto clamoroso de resistencia”. En esa línea recuerda que: “Esta fiesta, esta instalación, es hija de un convite. Sumando su cumpleaños al nuestro, el Foro Cultural Universitario nos invitó, hace poco más de un mes, a una jornada que compartimos con grupos entrañables del quehacer santafesino. La movida incluyó una muestra con vestuarios, fotos y objetos. En el trabajo “arqueológico”, hecho a raíz de la amorosa solicitud, nos sorprendimos al encontrar material que cobró fuerza propia, algo que podríamos llamar nuestra huella digital. Muchos de nuestros trabajos han tenido una fuerte impronta tecnológica, partiendo de la base de que en nuestra primera obra utilizamos videoproyección (y estamos hablando del año 1992)”.

Expansión y porosidad en la escena

Concretamente, en relación a la incorporación de tecnología en las obras del grupo, “siempre creando dramaturgia”, Cabrera explica que incluyeron en escena “proyectores de todo tipo, pantallas, videocámaras, switchers, computadoras (de enormes PCs hasta estilizadas notebooks), celulares (del Nokia 1100 en adelante), cámaras de seguridad, televisores varios, un timer, micrófonos inalámbricos, procesadores de efecto, monitores led… Muchos dolores de cabeza, siempre. Y mucha satisfacción. Por estos aparatos transitaron creaciones que son recuperables, que estaban a mano, y que si juntas forman una “huella digital” es porque, juego de palabras mediante, son también una señal de nuestra identidad artística. Este descubrimiento nos llena de placer y nos complace “darle forma”, llevarlo a un nuevo nivel apelando a la estética de la instalación, para compartirlo. Otra vez es una invitación institucional, en este caso la que nos hace el Museo del Teatro Municipal 1°de Mayo, la que nos permite retomar lo derivado del convite y recrear(nos), pensarnos en acción. No podemos más que estar agradecidas”.

Al final de ese texto, Cabrera señala el acuerdo con la idea planteada por Marshall McLuhan “en la idea de que formamos nuestras herramientas y después son ellas las que nos forman. Creemos que el lugar que ocupa la tecnología en nuestra obra es generador de expansión y porosidad, que abre el campo de la escena, pero sin perder visión crítica, sin dejar que lo humano esté siempre en el centro de atención. Tecnotrama es una invitación no sólo a brindar por la resistencia de los años sino también a reflexionar un poco sobre ello”.

Colectivo artístico

Andamio Contiguo se dedica desde el año 1992 a la creación, formación, investigación y publicación en el ámbito de las artes performáticas. Cuenta con un lugar emblemático en la cultura de la región, reconocido ampliamente por la prensa y compartido sensiblemente por el público. Se trata de un equipo estable y a la vez abierto, cuyos ejes de trabajo actuales son la creación artística y la producción teórica.

Sus trabajos han recorrido gran parte del país y tuvieron la oportunidad de ser vistos en el exterior. Su dramaturgia recibió́ en dos oportunidades distinciones internacionales. El grupo fue también creador de (didascalia escénica) –revista electrónica con trece números dedicados a la teoría y práctica de las artes performáticas– y organizador entre 2003 y 2006 de las cuatro ediciones del Encuentro de Orillas, que reunió́ en Santa Fe manifestaciones del teatro, la performance y la danza contemporánea.