Sábado
19.08.2017
        
Sin Mordaza
10-01-2017 | RECONQUISTA | PANADERíA

Éxito y decepción

Vecinos y comunidad de Reconquista quieren saber qué pasó con el emprendimiento panaderil inaugurado en el año 2010 y que hace varios meses está cerrado sin que nadie explique porqué cerró y sus máquinas y herramientas están abandonadas en el interior del edificio.

La puesta en marcha del centro de producción de panificados en Reconquista, Santa Fé, tuvo como objetivo primero realizar aportes para el tratamiento del problema alimentario a partir de la transferencia de tecnologías de producción y un modelo de autogestión comunitaria.

El 22 de septiembre de 2010 la panadería ha sido inaugurada de manera oficial con la presencia del Ing. Enrique Martínez y el intendente de Reconquista.

Descripción del Proyecto

Desde el programa de Abastecimiento Básico Comunitario, pensando en la atención de las necesidades básicas como motor de desarrollo y adscribiendo a la necesidad de producir lo que se consume en el lugar en el que se consume, se desarrollan centros de producción local de alimentos gestionados por miembros de la misma comunidad. Estos centros, a partir de un diagnóstico nutricional previo que se trabaja con la población, producen y abastecen a las familias de alimentos saludables nutricionalmente y producidos bajo normas de calidad, a un precio accesible.
En el caso de la Panadería Guadalupe, además de los productos clásicos de panificado y pastelería, se agregarán paulatinamente a la producción: productos sin sal agregada, productos fortificados con hemoglobina bovina (desarrollados por el INTI), productos de bajo contenido graso, entre otros.

En este caso, para el emprendimiento de barrio Virge de Guadalupe (Reconquista), el INTI ha financiado el equipamiento, las maquinaras y las refacciones necesarias para lograr la formalidad comercial y máxima eficiencia productiva de la panadería y seguirá acompañando durante dos años más capacitando en producción, buenas prácticas, comercialización y nutrición, asegurándose que el emprendimiento logre sus objetivos y desarrollando más emprendimientos sustentables que aporten más y mejores alimentos allí donde se necesiten.

Se ha diseñado la línea de producción a escala adecuada teniendo en cuenta necesidades y posibilidades, para trazar un camino firme en el paso de una producción artesanal a una semi industrial.
La panadería es un punto inicial para el trabajo de transferencia tecnológica y fortalecimiento del tejido productivo en la comunidad. Como segunda etapa se ha comenzado a evaluar, junto al INTI Mar del Plata, la posibilidad de instalar una Unidad Demostrativa de procesamiento de pescado fresco en el Barrio Guadalupe.


Destinatarios

Fueron destinatarios directos para esta panadería, los 7 miembros de la Cooperativa "Panadería Guadalupe LTD" quienes a 1 mes de la apertura del centro de producción perciben un ingreso que es comparable al 120 % de un salario mínimo.
Son beneficiarios directos además los miembros de las 100 familias sin capacidad de demanda efectiva (dinero) que viven en el barrio.
Son destinatarios indirectos las familias de los barrios aledaños (Itatí y Virgen de Luján) que también se abastecen de estos productos.

Centros y programas involucrados: Unidad de Extensión Reconquista, Santa Fé.

Actores externos involucrados: Área de Economía Social de la Secretaría de Desarrollo Social y Salud de la Municipalidad de Reconquista. Desarrollo Territorial y Economía Social del Ministerio de Desarrollo Social de Santa Fe. Fraternidad Carlos de Foucauld, Caritas Diocesana, INAES (Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social), Bloque socialista de la cámara de diputados de Santa Fe.


Resultados

La apertura del Centro de Producción de Productos Panificados en Reconquista en Agosto de 2010, ha generado una doble articulación: hacia el interior de la comunidad, fortaleciendo lazos entre sus miembros, y de los actores estatales y privados con el proyecto.
La ausencia de un centro de producción de este tipo dentro del barrio, posibilitó que se abastecieran con productos panificados saludables, bajo normas de calidad, a un costo accesible a la gran mayoría de las familias que allí viven.
Se han generado 7 puestos de trabajo legítimo y capacitado a 3 personas que realizaron reemplazos en caso de ser necesario.
Se han capacitado a los recursos humanos hacia la adquisición de nuevas habilidades de trabajo, hábitos de higiene (seguridad alimenticia) y hábitos de consumo, y fundamentalmente en la gestión comunitaria de proyectos productivos.
Se ha difundido en el barrio, a través del grupo local de la cooperativa como referente, el valor de la autoproducción de bienes básicos, alentando futuros emprendimientos.
Se ha fortalecido la presencia territorial del INTI revalorizando la importancia de la tecnología como herramienta para el desarrollo comunitario.
Por último, gracias a la puesta en marcha de este proyecto, el Programa de Abastecimiento Básico Comunitario, ha sido declarado de interés por la cámara de diputados de la provincia de Santa Fé.

Virgen de Guadalupe es un barrio de unas 650 familias, con un alto porcentaje de jefes de familias que cuentan con trabajo inestable (changarines, empleados municipales, metalúrgicos, textiles, etc.,) de adultos que no completaron su escolaridad, un barrio que no cuenta prácticamente con comercios instalados, sino unos pocos kioscos, o despensas, por lo que dependen de un proveedor que ofrece productos a precios elevados y de mala calidad, y deben desplazarse no menos de 30 cuadras para obtenerlos.

La Cooperativa que nos ocupa en este comentario, fue una gran salida laboral y alimenticia para el barrio, sin embargo, sin que nadie de explicaciones, hace varios meses, está cerrada, sus máquinas pemanecen bajo llave en un local que está cerrado y no produce ningún producto, sufriendo el desgaste propio de máquinas sin usar.

 

 

Fuente: SM
Imprimir


Sin Mordaza
TodoVende.com.ar
SIN MORDAZA © Copyright 2015 - sinmordaza.com
Todos los derechos reservados.